Noches

He de adorar la noche Que se posa sobre sus ojos salvajes Que han de hacerme palpitar Entre el nervio y el ensueño. He de llenarme como la copa De vino amargo que se sirve En su mesa, y he de entregarme Por completo a lo desconocido. A la dulce de noches eternas Que se…

Anuncios

El llamado

La tierra violenta me llama Destierra de mis pasados Los horrores y la pena, Atrayéndome a su calvario. Retumba el piso en el que duermo, Corta es la noche de sueños Y el páramo lejano se abre Devorando la belleza y los días. Si la tierra árida engullera Mis pies descalzos Hace eternidades que mis…

Aislado

Las espinas gruñen y atacan Desde el interior. Abriendo un campo difícil De inmolar. Cuando el cielo se disfraza De noche sus puntiagudas Defensas se deslizan hacia dentro. No hay líquidos que se resbalen Por las ropas, ni lagrimas que Humedezcan las mejillas. Solo hay un rostro cambiante Frente al espejo, una vieja cama, Algunos…

El árbol de mi nacimiento

Al escribir de manera afiebrada y melancólica estas letras intuyo que probablemente sientas que este manojo de eternidades propuestas en el acto de la desdicha te colme los suspiros o caigas en el adormecimiento indigno. Presupongo que a mi prematuro nacimiento se le otorgaron los fulgores toscos de aquella época de escasez, de sueños quebrados…

Girasoles rojos

Arada está la tierra donde estarán Sembrados mis adorados girasoles, Allí serán mis compañeros y Eternos cuidadores… Allí serán felices. Al recargarse mis ánimos sobre ellos Mi cruel caída fue detenida por Las caricias de sus lujosos pétalos. Las noches y los días me fueron sufridos Por la mala plaga que inundó mi vida. El…

Partida

Algún día los pasos retrocederán, Se pasmarán las huellas y pronto Alcanzaran a borrarse. Las nubes correrán afanosas y Los pájaros lloraran. El vacío espacio que un día fue Llenado se envolverá de oscuridad. Las sabanas se purgarán y las lagrimas Derramadas se secarán. Y entonces los pasos dados se ocultarán En la árida tierra…

Inquietud

Siento ahogarme entre El viento permanente que Sobresale entre los espacios muertos. Los grises o los claros siempre Lucen ruines y devastados. Traigo las manos vacías día Y noche, y entre amarguras se Cargan de desolaciones y se paralizan. Llevo el silencio como un gran Mundo que aplasta sobre mí todo Su desdén. Y vuelvo…

Regreso

Vienen las flores con su Nombre azucarado, Envuelto en el matiz del día Revuelto de aires nuevos y Claridades más densas. Viene con el encanto esplendido De las volantes aves y despliega Su sensualidad como una flor Que abre sus pétalos a la intensa Luz de la mañana. Viene y se queda acompañando La noche…

Carta del melancólico

A veces me pregunto cómo empezar a redactar las siguientes líneas, hablar del horror, o quizá adentrarme demasiado en las profundidades de mi ser, justo allí donde nadie ha llegado. Sí, tal vez exagero para dar un aire de dramatismo. Sin embargo, debo hacer énfasis en que no es ni siquiera fácil concentrarse tanto en…

Ilusión

Me llamas tiempo Como si llevara las manos sobre tus hombros. Me llamas agua Como si bebieras de mí. Me defines fugaz Como si hubiese pasado por tu frente. Me vistes el alma desnuda, Como si siempre hubiese usado ropa. Me llamas Como si mis oídos pudieran alcanzar tu voz. Me miras y no me…